¿CÓMO HACER QUE SU CÉLULA SEA UNA SOLUCIÓN ANTE LOS PROBLEMAS SOCIALES?


Henry Preza

Por lo menos, en El Salvador, la violencia se ha disparado. Aunque ya mencionar esto como una introducción es perder el tiempo, pues, a nivel internacional todos conocen esto.
Pero, el problema de la violencia no es el único. No olvidemos la desintegración familiar, los abortos, los robos, los adulterios, las falsas doctrinas y tantas cosas más que están acechando.
El país, por otro lado, no es el peor país. Creo que México supera en muchos índices a El Salvador. A la vez los hermanos Mexicanos van teniendo un crecimiento vertiginoso. Tienen gran sed de aprender el modelo celular. Pero, podríamos hablar de Colombia, de Chile, de Venezuela, de Ecuador o de la violenta Guatemala. Todos son países con grandes problemas espirituales.




¿Cómo puede hacer usted que su célula sea una solución? No hay fórmulas mágicas, todo está en la Palabra de Dios. ¿Será el pacifismo la solución a los problemas sociales? ¿Podrá esto aplicarse a las células? Sin duda, el problema del pacifismo es que es un movimiento que está alejado del mensaje de Dios. El pacifismo tal como se conoce es sólo una mala copia de la no resistencia. No es a través de la lucha pacífica, con huelgas, marchas y seminarios que se alcanzará la solución a los problemas sociales. El pacifismo es un engaño del diablo.

¿Será con células organizadas que se manifiesten ante el estado que se logrará incidir? Por supuesto que no, Dios pide a la iglesia de forma categórica sólo orar por los gobernantes.
¿Cuál es entonces la manera en que la célula puede incidir en la sociedad de manera positiva, para erradicar la violencia y otros males de los que adolece la sociedad?

1. QUE SU CÉLULA IMPACTE SU ENTORNO CON EL TESTIMONIO: No es sólo cantar e invitar una vez por semana. Usted como líder y sus miembros deben incidir en el entorno. Usted debe tener un testimonio no resistente: Bendecir, orar, sufrir sin pelear. Orar por los que le maldicen, bendecir si le asaltan, tener paciencia con los perdidos. No responder con violencia si le atacan por ser creyente. Tener un matrimonio ejemplo, ser buenos creyentes en todas las áreas de la vida, luchar por criar bien a los hijos. Todo esto y más es un testimonio que sí ayuda a mejorar su entorno.

2. VAYA DE FRENTE AL PROBLEMA CON EL MENSAJE DE CRISTO: Busque a los más perdidos con los miembros de su célula y hábleles de Cristo. Para solucionar todos los problemas de la sociedad no se necesitan “planes integrales” como los que ofrecen los gobiernos o pretenden tener las iglesias. No es cuestión de marchas anti violencia ni solamente programas en los medios protestando. Se trata de actuar, de accionar, de evangelizar a los pandilleros, a los ladrones, a las prostitutas, a los adúlteros. Sólo llevando el mensaje del evangelio y no perdiendo de vista el objetivo y la comisión dejada por Jesús lograremos incidir positivamente en la sociedad. La gente no necesita palabras cualquiera, necesita el mensaje del evangelio. Llevemos el mensaje de frente con la célula si queremos ver resultados.

3. MANTENGA UNA ORACIÓN CONSTANTE POR LA SOCIEDAD: La oración no es sólo otra acción más. Usted desarrolle en su célula un momento de oración por su ciudad y país. Suplíquele a Dios misericordia por su gente. Ore sin cesar por los gobernantes, por todos los creyentes, por la gente que está sufriendo. Dios tiene el poder para responder y cambiar nuestros pueblos. Pero, la célula debe ser la que siembre la semilla de la oración con lágrimas para segar con regocijo.

4. CAMBIE LA SITUACIÓN DE SU COMUNIDAD: Con la célula ayude a la gente necesitada de su entorno, cuanto más pueda mejor, no olvide que la gente necesita de ayuda no sólo económica, sino un consejo, que se le visite, que se ore por ellas, amistad sincera, fidelidad y respeto.

5. QUE SU CÉLULA ESTÉ DESPIERTA LAS 24 HORAS: Que su célula no duerma, no es sólo un día por semana. Las células que se desconectan de su relación con la gente cuando no tienen celebración nunca podrán incidir en una sociedad perdida ni mucho menos colaborar para que haya un cambio. ¡Se necesita más de usted líder! ¡Sí, mucho más!
Si todas las células buscamos trabajar con excelencia no sólo lograremos resultados numéricos, también alcanzaremos muchas vidas para el Señor.

Este es un punto que nunca debe olvidar en cuanto a las células: LA CÉLULA NO ES SÓLO UNA REUNIÓN EN UNA CASA, ES UN MEDIO PARA VIVIR EL EVANGELIO Y AÚN MORIR POR ÉL.

You can leave a response, or trackback from your own site.
Powered by Blogger