MEJORANDO NUESTRO TRABAJO CELULAR


Henry Preza

Cuando hablamos del sistema celular no podemos decir que éste esté encerrado en un solo método. Si usted está interesado en implementarlo en su iglesia no se quede con un solo sistema celular. Es bueno que usted se enfoque en los principios y no sólo en los modelos.
Por ejemplo, en El Salvador hay iglesias celulares con metas diversas. Las hay que tienen 15 personas como meta, otras iglesias 28, 24, 30 personas. El principios a aplicar es una pregunta ¿Con qué cantidad es más fácil la atención personalizada? Respondiendo esa pregunta usted debe establecer su tema.

En el caso del pastor Cho entiendo que su meta es de 12 personas, basados en que Jesús atendió bien a 12 personas. Esa es la cantidad de personas máxima que se pretende tener por células en su país ¿Crees tú que esa debe ser la cantidad de personas máximas que deben atenderse por células? ¿Cuál es el resultado en atención en aquellas células que tienen 30 miembros? En nuestras iglesias tenemos una meta de 20 asistentes.
Segundo ejemplo: Nuestra iglesia tiene un curso de capacitación de líderes de 2 meses. En otras iglesias celulares salvadoreñas es de 6 meses. En la iglesia del pastor Cho es de 2 años. El principio esta vez va en forma de pregunta ¿De qué forma puede ser más exitoso el curso de capacitación en mi país?
En el caso de El Salvador, quizá debido al crecimiento vertiginoso de la iglesia la capacitación de líderes de 2 años hubiera sido una forma trágica de detener el crecimiento. Por eso, en nuestro caso optamos por capacitar 2 meses y después se sigue capacitando ya dentro del sistema celular. El material en nuestro sitio web de células alcanza para capacitar a los líderes por tres años. Pero, no es necesaria toda esa capacitación para comenzar.
En Corea hay más líderes mujeres que hombres, en El Salvador es a la inversa. Pero, uno debe estar claro que en el sistema celular es posible tener líderes de ambos sexos.
A través de los años las iglesias celulares exitosas hay hecho cambios importantes. Pero, también las hay que han hecho cambios nocivos. La clave no es hacer cambios muy seguido sino hacer cambios efectivos.
Para la efectividad menciono tres aspectos:
1. Manténgase observando el trabajo de otras iglesias celulares.
2. Observe los resultados que otras iglesias tuvieron con cambios similares al que usted quiere implementar.
3. Haga cambios sólo para fortalecer puntos débiles del trabajo, no cambie lo bueno, cambie lo deficiente. Sino funciona no pierde nada, pero, si cambia lo bueno por algo aparentemente mejor puede llevar a su iglesia al fracaso.

You can leave a response, or trackback from your own site.
Powered by Blogger